¿Cuándo utilizar la quimionucleolisis para el tratamiento de la hernia discal cervical?

Las lesiones de columna suponen un quebradero de cabeza para muchas personas, con síntomas como dolor, hormigueo, debilidad muscular o la limitación del movimiento. Por suerte, existen diferentes técnicas para tratarlas, entre ellas la quimionucleolisis, un procedimiento no invasivo que puede mejorar sustancialmente la calidad de vida de personas con hernia discal.

mejores traumatologos de columna en madrid

¿Qué es la quimionucleolisis?

La quimionucleolisis se utiliza ante determinados casos de hernias discales, por lo que el asesoramiento previo por parte de un profesional es esencial. Ante otras dolencias de la espalda, como una escoliosis de columna, lo ideal es acudir al traumatólogo si se siente dolor.

La quimionucleolisis no reduce la escoliosis, pero esta es una afección compleja  que podría influir en la degeneración de los discos intervertebrales, así que ante cualquier duda lo mejor es acudir al traumatólogo para que nos recomiende las opciones para mejorar nuestra calidad de vida.

Hernia discal tratada  con quimionucleolisis

La quimionucleolisis ha demostrado excelentes resultados en el tratamiento de hernias discales, con una rápida reducción del dolor y recuperación de la calidad de vida. 

Los siguientes testimonios nos dan una idea de la revolución que puede suponer, para la vida del paciente, la posibilidad de someterse a esta intervención: el primer caso expuesto es la operación de quimionucleolisis lumbar debido a un latigazo, y el segundo, la aplicación de quimionucleolisis para tratar hernias discales.

elegir al mejor equipo de cirujanos de columna en madrid

¿Cuándo hay que operar una hernia discal?

Normalmente descubrimos la existencia de una hernia discal cuando esta pinza un nervio y notamos los síntomas. como el dolor en brazos o piernas, hormigueo y debilidad muscular. No hay por qué perder la calma, pues curar una hernia lumbar sin operar es posible.

En el 90% de los casos, no es necesaria una cirugía; de hecho, el procedimiento habitual es esperar, ya que la gran mayoría de hernias discales se reabsorben por sí mismas. Eso sí, puede ser recomendable el uso de analgésicos y la práctica de ejercicios de rehabilitación para fortalecer los músculos que protegen la columna.

Sin embargo, hay casos en los que la operación sí es recomendable, por ejemplo cuando la hernia afecta a la movilidad de los brazos o las piernas, ya que estaría dañando un nervio. También suele operarse si el dolor es tan fuerte que los fármacos no ayudan, o si  ocurre una parálisis de los miembros inferiores y alteraciones en los esfínteres (síndrome de cola de caballo). Este último caso supone una urgencia sanitaria, por lo que hay que actuar con la mayor rapidez posible.

¿Qué es una endoscopia de columna?

Riesgos en la operación de hernia discal

La intervención quirúrgica en casos de hernia discal es la opción final, si el tratamiento conservador no da resultados.

El tratamiento quirúrgico más habitual se llama discectomía y consiste en la extracción de la parte de la hernia discal dañada. Pero este no siempre es el caso, hay otras opciones no invasivas como la quimionucleolisis.

La quimionucleolisis  solo puede realizarse si la hernia cumple condiciones específicas, y por tanto se recomienda en un pequeño número de casos. Se trata de un procedimiento muy seguro, que consiste en la inyección de Discogel (o etanol gelificado) en el disco intervertebral que presenta la hernia.

Duración de la operación de quimionucleolisis

Aunque menos invasiva, no debemos pensar en la quimionucleolisis como una alternativa a la cirugía convencional, ya que no todos los pacientes de hernia discal  son aptos  para esta intervención.

El procedimiento es rápido, y el alta en caso de una intervención de quimionucleolisis se  puede conceder en el mismo día de la intervención. De todas maneras, cada caso es único y  es posible que las características del procedimiento  varíen de un paciente a otro.

Tiempos de recuperación de la quimionucleolisis

La remisión del dolor, la recuperación de la movilidad y, en general, la restauración de la calidad de vida suele ser muy rápida, ya que, como certifican los testimonios de los vídeos anteriores, en menos de 24 horas habían desaparecido las dolencias producidas por la hernia.

Diferencias entre la quimionucleolisis y la endoscopia de columna avanzada.

Una endoscopia de columna avanzada es un tipo de cirugía mínimamente invasiva, se utiliza sobre todo para tratar la hernia discal y la estenosis del canal. En este caso, se realiza una incisión a tan solo un centímetro de la piel  y se explora la columna con una óptica de alta definición. Con este sistema, además, se introduce luz, lo que aporta una imagen de excelente nitidez.

La quimionucleolisis, como ya sabemos, es un procedimiento utilizado en casos de hernia discal, que consiste en la inyección de etanol gelificado para diluir el núcleo pulposo.

Cualquier lesión en la columna debe ser valorada por traumatólogos especialistas de prestigio que puedan asesorarnos con el mejor tratamiento para nuestro caso en concreto. Es fundamental confiar en el profesional. De ello depende nuestro bienestar futuro.

Deja un comentario